Ghosting – Cómo reconocerlo y lidiar con ello

¿Llevabas tiempo conociendo a alguien ‘online’ y cuándo decidisteis quedar no apareció ¿Conociste a alguien a través de internet y, cuando todo parecía ir bien, desapareció? ¿Intentaste contactar con la persona que dejó de hablarte, pero era como si la tierra se lo hubiera tragado? ¿No sabías si habías hecho algo que hubiera provocado esa reacción?

Si con alguna de estas preguntas te sientes identificado es posible que hayas sufrido o estés sufriendo lo que en los últimos años, con el auge de las relaciones a través de internet, ha recibido el nombre de ghosting (procede de ghost –fantasma- en inglés).

El ghosting consiste en terminar una relación sentimental o de amistad -aunque se da especialmente en las primeras- de forma unilateral, sin dar ningún tipo de explicación a la otra persona, ni de forma presencial ni ‘online’, ignorando los posibles intentos de contactar. Es una forma violenta y cruel de poner punto y final a una relación. Ocurre a través de uno o varios medios tecnológicos. Se enmarcaría dentro del ghosting el hecho de dejar de contestar a los mensajes de whatsapp o eliminar a la otra persona de las redes sociales.

En 2018, un estudio de la Universidad de Western Ontario (Canadá) informó de que el 65% de sus encuestados habían reconocido haber “desaparecido” de una relación en algún momento de su vida. Y el 72% afirmó haber sido víctima de ghosting.

Este comportamiento condena al ostracismo a la persona que la sufre, sintiéndose ignorada por la otra persona y haciéndole un profundo daño a su autoestima. Esto es diferente al rechazo, en el que se produce un mensaje directo de exclusión. Por ejemplo, cuando alguien te dice que está muy decepcionado y que por esa razón no quiere tener contacto contigo y rompe totalmente la relación.

“El silencio es la expresión más perfecta del desprecio” – (George Bernard Shaw)

El auge de la tecnología y el ghosting

Las tecnologías han evolucionado de forma exponencial en los últimos años, hasta el punto de tener una influencia directa en nuestra forma de comunicarnos.

Las tecnologías han evolucionado de forma exponencial en los últimos años, hasta el punto de tener una influencia directa en nuestra forma de comunicarnos. Un gran número de aplicaciones de mensajería instantánea apenas llevan 10 años entre nosotros, pero esto ya ha supuesto una verdadera revolución a la hora de hablar con nuestros amigos o familiares. También ha cambiado la forma de entablar nuevas relaciones personales.

Antes, las personas se conocían en otros entornos. Ya fuera por tener amigos en común o por compartir sitio de veraneo.

Estos lazos hacían que la posibilidad de desaparecer sin dar una explicación fuera mucho más remota, aunque eso no quiere decir que no sucediera. ¿Quién no ha salido una noche y no ha vuelto a saber nada de la persona con la que estaba empezando a entablar una relación?

Pero el fenómeno del ghosting está muy ligado a las tecnologías. Son éstas las que nos dan la posibilidad de poder conocer a otras personas de forma rápida y sin tener que movernos de casa. Con solo un clic, podemos acceder a cientos de personas en apenas unos minutos. También con un solo clic podemos rechazar a alguien con quien estábamos generando unos lazos.

La pandemia ha hecho que, en mucho momentos, la única forma de conocer a una persona y empezar una nueva relación fuera a través de estas tecnologías. Esto, sin duda, ha provocado un incremento de los casos de ghosting y que se acentúen las consecuencias que esto produce en la salud emocional de quienes lo padecen.

Las aplicaciones de citas han proliferado entre los usuarios en los últimos años. El ser humano necesita crear vínculos y sentirse acompañado y, en ese sentido, estas aplicaciones facilitan la búsqueda de pareja. Se han convertido en una herramienta habitual para conocer a alguien, pero también provocan que sea mucho más fácil proceder a la ruptura de la relación al no existir una red de contactos compartida.

Aprende cómo manejar una ruptura sin explicación

¿Qué lleva a alguien a hacer ghosting?

Existen diversas razones para hacer ghosting. sin duda, una gran mayoría de los “fantasmas” comparten nexos en común como pueden ser la baja autoestima, la dificultad para empatizar con el otro, cierta inmadurez, falta de herramientas para la resolución de conflictos, etcétera.

La ausencia de realidad en los entornos virtuales permite que las personas dejen las relaciones sin dar ningún tipo de explicación. El mundo virtual puede deshumanizar al otro y convertirlo en un ‘objeto’ de usar y tirar, obviando que al otro lado de la pantalla hay un ser humano que siente, que se emociona y que puede sufrir.

Existen diversas razones para hacer ghosting. En ocasiones, puede ser el miedo a la reacción del otro. Aparecen pensamientos del tipo: “si le doy una explicación me gritará, no lo entenderá y discutiremos”.

También puede venir motivado por el miedo a tener mayor intimidad con la otra persona y, cuando ven que la relación está empezando a hacerse más estrecha, se esfuman. “Siento que está en un punto diferente y no sé si yo puedo ofrecer lo mismo”, piensan.

Puede ser debido asimismo a inseguridades y a la creencia de que si el otro individuo realmente le conoce no querrá saber nada más de él o de ella. “Cuando realmente me conozca se dará cuenta de que no soy la persona que cree y me dará la espalda”, pueden decirse a sí mismos antes de una ruptura.

En ocasiones, puede surgir de una autorreflexión, en la que se da cuenta de que no siente la atracción emocional, física o intelectual que está buscando. Sin olvidarnos de que en estos entornos es posible establecer conversaciones simultáneas con varias personas y en el proceso puede darse cuenta de que le interesa más otra persona.

Las razones son muy variadas pero, sin duda, una gran mayoría de los “fantasmas” comparten nexos en común como pueden ser la baja autoestima, la dificultad para empatizar con el otro, cierta inmadurez, falta de herramientas para la resolución de conflictos, etcétera.

Los “fantasmas” también pueden sentir culpa y remordimientos por lo que ha sucedido, aunque no siempre se da de esta manera. ¿Estás siendo un fantasma y quieres dejar de serlo? Haz la siguiente reflexión. ¿Te gustaría que alguien te dejara sin una explicación? Pues prueba a intentar empatizar con el otro. Actuar con honestidad y claridad te ayudará a ti y a la otra persona a iniciar su proceso de duelo y a transitarlo de una forma más saludable. Escucha lo que tienen que decirte sin buscar defenderte y no des falsas esperanzas.

Las consecuencias emocionales del ghosting

El duelo forma parte de las rupturas independientemente de su duración o contexto. En este caso, en el que la herida está abierta y la persona no es capaz de saber cuándo se abrió ni qué la produjo, el proceso se complica y en ocasiones puede tardar tiempo en iniciarse.

Cuando días atrás todo parecía estar en calma y de pronto alguien desaparece de tu vida, la sorpresa y la incredulidad aparecen golpeando fuerte en la puerta. No tener una explicación sobre lo ocurrido hace que nuestra mente empiece a elaborar hipótesis. ¿Habré hecho algo mal? ¿Le habrá pasado algo? ¿Se habrá terminado la relación? En esta situación, la incertidumbre adquiere un papel principal. En estos momentos iniciales es normal sentir un gran bloqueo, por no saber qué hacer. Puede aparecer la ansiedad, la tristeza o la rabia. Además, no entender lo sucedido en ocasiones lleva a la persona que lo está sufriendo a autoculparse y responsabilizarse por lo sucedido, generando un gran sentimiento de culpa.

El duelo forma parte de las rupturas independientemente de su duración o contexto. En este caso, en el que la herida está abierta y la persona no es capaz de saber cuándo se abrió ni qué la produjo, el proceso se complica y en ocasiones puede tardar tiempo en iniciarse. El abandono suscita un fuerte sentimiento de desprecio. Es como un golpe en el estómago que puede terminar teniendo multitud de consecuencias que se pueden trasladar a otras relaciones, mermar la autoestima o afectar al estado de ánimo, entre otras.

Cómo lidiar con el ghosting

1. No eres culpable

Es normal que inicialmente aparezcan ciertas preguntas que te puedan hacer poner el foco en ti, pero no tienes el control sobre lo que otros hacen. Las acciones nos definen y es el “fantasma” quien queda retratado con su acción. Tú, no. 

2. Intenta no generalizar

Que te haya ocurrido en una o varias ocasiones no significa que siempre vaya a ser así. En muchas ocasiones las personas que han sufrido ghosting terminan haciéndoselo a otros. Prioriza quién quieres ser sobre el sentimiento de rabia que puedas sentir.

3. Acepta la ruptura y el dolor que ésta produce

Las cosas serán difíciles durante un período de tiempo, pero lo que estás viviendo también te enseñará muchas cosas sobre ti mismo. Dale espacio a tus emociones, sé compasivo y quizá de este viaje podrás tomar algunas cosas para el resto de tu vida. Nina Simone decía: “Tienes que aprender a dejar la mesa cuando el amor ya no se sirve”. No te aferres a alguien que ya no está.

4. Comparte lo que te ha ocurrido con personas de confianza

Contarlo te ayudará, entre otras cosas, a poner palabras a tus pensamientos, a escucharlos desde un lugar distinto y a validar tus emociones.

5. No te olvides del autocuidado físico y mental

Busca conectarte con las cosas que te apasionan y te hacen sentir bien. Mejorará tu autoestima. Quizá sea el momento de ir a ese concierto que tantas ganas tenías o de hacer ese viaje que siempre está pendiente. Cuida tu alimentación y practica algún deporte que te guste. Rodéate de quien te cargue de energía y aléjate de quien te la quita.

6. Descubre el mundo offline

Las tecnologías son una puerta al mundo, pero en ocasiones conviene abrir otras puertas. Un taller de teatro, una ONG, un equipo deportivo, clases de baile… Existen casi infinitas alternativas para conocer a alguien cara a cara, permitiéndote volver a conectar con las miradas, las caricias y los abrazos de otro.

En definitiva…

Somos seres sociables por naturaleza y las pantallas sólo han alterado la forma de relacionarnos con los demás. Con ellas han surgido situaciones y fenómenos nuevos, como el ghosting. Debemos ser conscientes de qué es y del impacto que tiene puesto que, como en una conversación cara a cara, nuestros actos y comportamientos ‘online’ también tienen una influencia directa sobre otras personas. Está en nuestra mano hacer que los entornos virtuales sean lugares en los que poder disfrutar de conocer a otras personas sin tener un constante miedo a que se puedan marchar.

En TherapyChat contamos con varios psicólogos que te pueden brindar herramientas que ayudarán a reparar el daño, haciendo que el duelo por una ruptura sin explicación pueda llevarse de una forma saludable, para terminar convirtiendo ese momento en un proceso de crecimiento personal.

Artículos relacionados

Consejos-para-hacer-amigos-teletrabajando

Consejos para hacer amigos en la oficina teletrabajando

Liderazgo-a-distancia

Las 6 Cs del liderazgo a distancia

acaba_con_el_ghosting

Ghosting – Cómo reconocerlo y lidiar con ello

Descarga nuestra aplicación

4,6/5
4.6/5

¿Quieres recibir una dosis semanal de psicología?

Recibe semanalmente el mejor contenido, información, curiosidades y consejos acerca de diferentes áreas de psicología

Suscríbete a nuestra newsletter

Al hacer clic en el botón “Suscribirme” manifiestas que has leído y aceptado nuestra Política de Privacidad y Cookies